Tener un sueño lúcido es ser consciente de que se está soñando, o lo que es lo mismo, darse cuenta de que se está en un sueño. A continuación os cuento unos cuantos trucos para conseguir tener sueños lúcidos, pues si has llegado hasta aquí, es para saberlo.

Pasos para conseguir un sueño lúcido

Escribe tus vivencias en un diario

Sueños lúcidosMantente al día de todo lo que sueñas, escribiéndolo en un diario. Este método es muy útil para lograr un sueño lúcido, y es recomendable hacerlo justo después de levantarse, para no perder ningún detalle que se pueda esfumar de la mente conforme el tiempo pasa.

Puedes optar también por realizar una grabación de voz, explicando en voz alta las vivencias de tu sueño. Pon especial énfasis en los detalles (personas y/o lugares que aparecen en él, etcétera), para que así tu cerebro sea consciente de que deseas evocar tus sueños.

Pregúntate a menudo si estás en un sueño

A lo largo de la mañana, formúlate con frecuencia si lo que estás viviendo es un sueño o estás en la vida real. A medida que lo practiques, conseguirás hacer lo mismo mientras duermes.

Técnica de inducción mnemónica del sueño

  • Es aconsejable poner el despertador de 4 a 7 horas después de dormirte. Tras despertarte, intenta recordar lo más rápido posible lo que has soñado.
  • Después de recordarlo, vuelve a irte a la cama con el pensamiento de que eras consciente de estar soñando. Intenta repetirte a ti mismo/a una frase motivadora, y, cuando estés totalmente mentalizado/a, duérmete.
  • Si tardas demasiado en dormir por culpa de otro tipo de pensamientos, no te preocupes, cuanto más tardes, más posible será que tengas un sueño lúcido.

Organiza tu horario

Diversos investigadores han llegado a la conclusión de que un pequeño descanso, antes de que comience la actividad diaria, es el momento ideal para conseguir un sueño lúcido.

Durante la fase REM (antes de levantarnos) es más fácil obtener uno. No obstante, hay personas que se acuerdan perfectamente de lo que han soñado mientras están en una etapa no REM.

Un sueño transcurre en lapsos de 1 hora mientras dormimos. Para recordarlos mejor, es aconsejable despertarse mientras sucede este intervalo de tiempo, ya que aquellos sueños que detenemos por despertarnos, son los que tendemos a recordar mejor.

Técnica WILD (sueño lúcido empezado tras estar despierto)

  • Esta técnica transporta nuestra lucidez a la fase REM. Una de las mejores maneras de alcanzarlo es dormir entre 3 a 7 horas, o con una siesta reparadora no muy larga.
  • Concéntrate de manera calmada, y reflexiona que estás en un lugar tranquilo. También puedes abstraerte en escuchar un sonido cercano, para iniciar así el proceso de la fase REM.

Meditación Diamond

Mientras estás razonando, trata de pensar en todo aquello que haces despierto, y lo que haces estando dormido. Con esto, intentarás lograr que estos quehaceres ocurran a la vez. Hazlo de forma individual, como si fuese un diamante, ya que cada experiencia o vivencia es el conjunto de un todo cuando estás soñando.

Comprueba lo que ocurre a tu alrededor

Intenta encontrar, cuando estás despierto, cosas anormales que verías en tus sueños. Al hacerlo de manera insistente y habitual, tendrás más posibilidades de controlar qué pasa en tus sueños.

Algunos de los métodos más frecuentes son:

  • Aprieta tu nariz y observa si eres capaz de respirar.
  • Enciende y apaga las luces.
  • Mira tu silueta en un espejo, comprueba si está borrosa (pues así aparecería en tu sueño) y comprueba que no estás soñando.
  • Apóyate en la pared y siéntela. En el sueño es muy probable que te desplomes o la traspases.
  • Mira un reloj, ya sea analógico o digital, para ver si su funcionamiento persiste de manera habitual; en los sueños no lo hacen.

Dibuja una D en tu mano (de «Despierto/a»)

Dibújate en la palma de tu mano una D mayúscula. Cuando estés despierto/a, obsérvala y pregúntate a ti mismo/a si realmente estás despierto o dormido. Con ello tal vez consigas buscar dicha letra en tu sueño, y ser consciente de que no está, y estás soñando.

Comprueba tus sueños pasados

Si lees los sueños que dejaste apuntados en tu diario, te percatarás con más facilidad de las señales y cualquier cosa que en ellos aparecen. Si examinas con detenimiento cada uno, serás capaz de darte cuenta que estás soñando.

Aumenta la fase REM

Cuando estás dentro de un sueño lúcido, lo más recomendable es darse la vuelta, pues se dice que esto aumenta la probabilidad de estar más tiempo en fase REM. Pero ten cuidado, cuando esto ocurre en un sueño cambiarás de situación, y el mundo del sueño puede desmoronarse.

Intenta, en estos casos, mantener la lucidez mirando al suelo o a tu alrededor.

Mírate las manos

  • Antes de irte a dormir, colócate sentado/a en la cama y observa la palma de tus manos durante un periodo de media hora.
  • Mientras lo haces, repite de forma insistente aquello que desees soñar.
  • Transcurridos los 30 minutos, apaga la luz y duérmete.
  • Al levantarte por la noche, vuelve a mirarte las manos repitiéndote lo mismo que te dijiste antes de irte a dormir. Si no ves tus manos en el sueño, continúa insistiendo hasta lograrlo.

Resumiendo: Unos consejos útiles

  • Si a alguna cosa le tienes terror, utiliza los sueños para vencerlos.Diario de sueños
  • Si tus sueños se repiten, utiliza esta experiencia para verificar la realidad. Si te percatas de ello, quizás el sueño sea lúcido.
  • Para incrementar la agudeza en tus sueños, puedes tomar alimentos con vitamina B6.
  • No te inquietes pensando en qué ocurrirá. Si lo haces, todo lo que pienses se hará realidad en el sueño.
  • Intenta tener un objeto de valor en tu mano o en el bolsillo; siente su apariencia, su peso, su estructura. En las pesadillas, este elemento puede ser muy útil para combatir adversidades de todo tipo.
  • Anticipa qué deseas alcanzar en un sueño lúcido antes de irte a dormir. Si consigues entrar en un sueño de este tipo, sabrás qué hacer en él.
  • Ten constancia en todo momento en que estás en un sueño, y en él no hay ningún desencadenante, pues todo es fruto de tu mente. Todo lo que ocurre está bajo tu control.
  • Mediante los sueños lúcidos puedes solucionar problemas de tu día a día, e incluso ser más imaginativo cuando te despiertes.
  • Intenta no beber nada antes de irte a la cama. Lo peor en los sueños lúcidos es tener la sensación de querer ir al baño.
  • Si no tienes la posibilidad de acordarte de qué habías soñado, intenta centrarte en los sentimientos que te transmitía.
  • Si quieres soñar con algo en concreto, ya sea con una persona o con una situación, procura concentrarte en ello antes de irte a la cama. La posibilidad de que aparezcan en tu sueño serán más altas que si no lo haces.
  • Durante un sueño, presta especial atención en los espejos, pues en ellos verás lo que sientes hacia tu persona.
  • Cuando te levantes, sin necesidad de ninguna alarma o ruido, céntrate en el primer objeto que veas. Así te será más fácil recordar detalles de tu sueño.
  • Si tratas de acordarte de lo que pasaba en un sueño, no te muevas. Si lo haces, puede que estimules los músculos de tu cuerpo, e imposibilite cualquier oportunidad de recordar lo que soñaste.
  • Para tener un control total en tus sueños, experimenta en cosas de tu día a día; como encender y apagar una luz, o mirarte las palmas de las manos.
  • Es recomendable despertarse tras un sueño lúcido en el que ocurría todo lo que tú querías. De este modo, podrás volver a tener otro y te acordarás de los detalles con más facilidad.
  • El aceite omega 3 que contiene el pescado, favorece a rememorar mejor nuestros sueños.
  • Si tienes sueños lúcidos muy a menudo, tienes más probabilidades de tener pesadillas. No tenerlos de forma habitual es beneficioso para un sueño reparador.
  • A medida que nos hacemos mayores, es más complicado experimentar con sueños lúcidos.
  • Mientras estás en la fase de la parálisis del sueño, intenta tragar saliva, o mueve los pies. Los músculos pequeños de nuestro cuerpo son menos proclives a paralizarse durante este ciclo del sueño.
  • No utilices alarmas escandalosas, ni tampoco la que tiene la radio. Estas te pueden despistar, haciéndote más difícil recordar lo que soñaste.
  • La hormona de la melatonina facilita a que nuestros sueños sean más auténticos y monotemáticos.

Observaciones

  • Procura no conmoverte mucho durante un sueño, pues lo más probable es que te despiertes. Piensa en tu sueño, moviéndote o frotando las palmas de tus manos.
  • Intentar provocar un sueño lúcido estando despiertos incita a padecer parálisis del sueño, además de otro tipo de síntomas, como ruidos y sonidos extraños, experimentar que salimos de nuestro cuerpo, o que nuestro cerebro trabaje con más celeridad.
  • No te frustres tras tener un sueño lúcido. Piensa en ello como una experiencia gratificante, lo es.

Basado en este otro post de WikiHow.

https://i1.wp.com/xn--interpretacionsueos-c4b.net/wp-content/uploads/2013/10/Sueños-lúcidos.jpg?fit=550%2C450&ssl=1https://i1.wp.com/xn--interpretacionsueos-c4b.net/wp-content/uploads/2013/10/Sueños-lúcidos.jpg?resize=150%2C150&ssl=1NukiSobre los Sueñoscomo tener sueños lucidos,sueño,sueño lúcidoTener un sueño lúcido es ser consciente de que se está soñando, o lo que es lo mismo, darse cuenta de que se está en un sueño. A continuación os cuento unos cuantos trucos para conseguir tener sueños lúcidos, pues si has llegado hasta aquí, es para saberlo. Pasos para...Descubre el significado de los sueños